Otros

El discurso

Después de muchos años la gente todavía parece que no me conoce. Patri me conoció seguramente el 2 de octubre de 2010, el día después de que llegara a Siena, y aún así, después de ese Erasmus donde le caí mal al principio (como a todos), unos cuantos años en la distancia y ahora en Madrid, me pidió que diera un discurso en su boda, celebrada el viernes pasado.

Como estaba oscuro, la gente deseaba una copa como si no hubiera un mañana y lo peor de todo, NADIE ME GRABÓ, he decidido publicar el discurso para que todos mis followers no sufran y puedan disfrutarlo.

Patri, amiga, que lo que unió Siena no lo separe un discurso así delante de tus suegros. ¡Sé feliz y disfruta ahora de México lindo, güey!

***

Buenas noches a todas y todos (con esta frase ya sabéis a quién voto), Señores del Jurado, honorables miembros de la Academia, Asociación de Víctimas de Damnificados por el Erasmus, miembros de la Organización de Parejas de Invitados a Bodas que no Saben qué Coño Hacen Aquí (más conocida por sus siglas como la OPIBSCHA), Haters del Final de Juego de Tronos, pacientes fotógrafos (si os menciono es para que me saquéis guapo, no por otro motivo…insisto, GUAPO, A MÍ, doble esfuerzo), miembros del estupendísimo y magnífico cátering que nos alimenta y emborracha hoy (si os hago la pelota es para que lo de emborracharnos sea especialmente a mí), Progenitores de la pareja homenajeada hoy aquí y financiadores del evento que estaréis pensando “y yo he dado mi dinero para que el tío ése de la corbata tan horrible termine dando un discurso”, Patri, Rubi…José Ramón.

Hace ya unos pocos de meses que Patri y Rubi me dijeron “Santi, queremos que leas en nuestra boda”. Los que me conocen habréis observado que se han puesto cómodos, se han cargado las copas, han apagado el sonotone porque ya tenemos una edad. Así que para los que no me conocen os aviso que ahora os puedo hacer gracia en plan “ay mira que el de la corbata tan fea va a leer un discurso, seguro que nos reímos”, pero ya veréis como al final os entran ganas de que hubiera aquí una rubia platino que gritara “Dracarys” y se me incinerara vivo.

Bueno sin más voy a intentar explicar por qué estoy aquí hablando, es decir, de qué nos conocemos Patri y yo. Por suerte o por desgracia a Patri y a mí nos dieron el mismo destino de Erasmus, Siena. Y la cosa es que bueno, por no alargar mucho la historia, llegué el último a ese Erasmus. Y claro el que tuvo la enorme fortuna de ser mi compañero de piso en Siena empezó a subir fotitos, OJO, a Tuenti. TUENTI. Para que luego os hayáis reído con la broma del sonotone. Pues bien, en esas fotitos, pues aparecían chavales…chavalas…y una rubia. Teñida, pero rubia. Y yo claro, soltero, primera vez que me iba fuera de casa, a mí me habían vendido que a aquello le llamaban Orgasmus, llegaba el último, del sur (osea exótico)…vamos que yo me veía allí ya triunfando más que el Despacito de Luis Fonsi. Así que le pregunté a mi compi de piso “illo” (el illo es porque él también es andaluz y entre nosotros nos identificamos así) totá, “illo, la rubia esa quién es, cómo se llama, que está pa…pa…pffff”…bueno, pues estaba pa casarse con ella, está sentada hoy entre nosotros, se llama Patricia Rey Blanco, y el que ha tenido la enorme fortuna de casarse con ella es el señor Rubiano, así que mi más sincera enhorabuena crack porque te llevas a una auténtica maravilla de mujer.

Ay qué guay, he arrancado los primeros “oohh”, qué subidón, y muchos femeninos jeje (sigo soltero). El caso es que Patri se terminó convirtiendo en mi mejor amiga del Erasmus y los 2 nos hemos tenido que aguantar mutuamente muchas tonterías. Y lo bueno de haber compartido un Erasmus con ella es que puedo contar muchas anécdotas. Sí, anécdotas del Erasmus, ésas que el público quiere y que sus padres (y sobre todo los de su marido) no quieren oír.

En el Erasmus la gente puede ir a hacer muchas cosas. Algunos van a aprender idiomas, a viajar, a frungir, a beber, a estudiar…mi grupo de amigos y yo sólo a beber, ya os lo digo. Bueno pues en una de esas noches de haber bebido un poquito en casa, nah, 4 cervezas, 3 copas de vino, 7 copas sin hielo y 2 chupitos de Limoncello, decidimos salir a seguir bebiendo a un bar, eh ahí, a lo loco. Y por el camino pues aquí la señorita, con ciertos instintos de allanadora de casas (tampoco estamos aquí para juzgarla) se puso a empujar cada puerta que pasaba. Hasta que de repente una se abrió. ¡Chorprecha! Y la puerta no era ni de una casa, ni de un garaje ni nada, no, era un jodido almacén de vino. Allí había unas 250 botellas de vino Chianti der taco gordo.

Vale aquí he de hacer un parón. ¿Hay algún policía en la sala? ¿Sí no? Intuyo que no eres de la secreta porque si no vaya gracia. Bueno ¿y tienes jurisdicción en Italia? A mí no me preguntes que soy abogado. Pues como no es plan de echarte, haz una excepción y no reportes esto a tus superiores.

Bien, como decía tras la puerta del almacén de Patri se escondían 250 botellas de vino. Ella pues dijo…bah, por una cajita de 6 botellas que nos llevemos…no pasa ná. Pero claro, es que éramos más de 6, entonces no cuadraban las cuentas, así que Patri (que una de sus características Rubi es la bondad y buen cálculo) dijo pues si somos 18 hay que coger 2 cajas más. Y todos…po si, po tiene razón. Tsss…Ya cuando empezamos a sacar cajas en fila perfectamente coordinados en plan “venga va, a ritmo familia, 1, 2, 1 ,2, venga dame eso también, “Patri, que eso no es vino que es una bolsa de basura”, “Da iwá, seguro que tiene dentro queso pa acompañá”…pos bueno amigos, familia, suegros, ésa es Patri. Y gracias a que nos ahorramos 2 meses de bebida en el Erasmus que dan pa mucho, ella también ahorró y estoy seguro que parte de esos ahorros han venido a parar para pagar esta boda

Pero estamos en una boda y no estamos sólo para hablar de anécdotas del Erasmus. Estamos aquí para hablar del Sacramento del Matrimonio entre Rubiano y Patricia unidos por Dios. Sí sí porque por mucho que haya sido boda civil ahora que ha entrado VOX os va a tocar casaros por la Iglesia por cojones, que tonterías son estas de las uniones civiles ni leches. Bueno podría leer la definición de la RAE del matrimonio y hacer un discurso súper bonito y emotivo de lo que significa para uno y para otro el que os hayáis casado pero habréis comprobado a estas alturas que no es mi rollo, así que Rubi, ya que no tengo anécdotas chungas tuyas que contar (y estarás pensando menos mal de la que me he librao), te voy, bueno os voy, a dar mi regalito particular de boda que son las claves fundamentales para un matrimonio largo y feliz, y os las doy yo, que soy un experto en relaciones largas y felices…no íbais a durar poco si me hiciérais caso, Hulio. Bueno venga menos risas que estoy intentando ponerme serio por una vez, las claves son las siguientes: la primera es conocerse el uno al otro. Y aquí os tengo que contar secretos que no conocéis el uno del otro.

Rubi…Patri fuma. Y fuma mucho. Y no sólo tabaco. Que los “bocadillos” que se “comía” en Siena ya quisiera Bob Marley vaya. Guiño guiño. Que yo cuando llegué a Siena iba para Alcalde y me quedé en Concejal de Fiestas. (Qué bien te estoy dejando delante de tus suegros, ¿verdad Patri?) Ejem bueno seguimos.

Patri: Rubi es mayor que tú. No mucho, pero es mayor. Y yo porque te conozco y sé que eres una buena persona y que le quieres muchísimo y tal, pero…¿no habrás hecho esto por la herencia no? Porque hombre es mayor que tú pero tiene pinta que al chaval unos añitos le quedan. Que yo soy abogao (segunda vez que lo digo, a la tercera alguien me hace la rima ya verás) pero tanto como pa defenderte en un juicio por matrimonio de conveniencia…bueno seguimos con:

La segunda clave para un matrimonio feliz es tener paciencia, mucha paciencia. Rubi, tú sabes por qué me he puesto esta corbata (aparte de por haber perdido una apuesta). A Patri le encantan los gatos, le chiflan, los adora. A ti Rubi seguramente no te gustaban los gatos, te gustarían como mucho los perros, los caballos como nos tienen que empezar ahora a tol mundo, pero como la quieres mucho y tienes toda la paciencia del mundo dejaste que te llevase no uno ni dos sino dos gatos. Y los que te quedan porque te está haciendo una colonización silenciosa de la casa, hasta que acabe siendo la loca de los gatos de Los Simpsons pero con marido. Que de hecho hoy estaba esperando que el regalo de los novios a los invitaos fueran gatitos que fuerais sacando de una bolsa y repartiendo por las mesas. Y en vez de tirar el ramo de flores, Patri cogería y tiraría un gato por los aires. Y la carne que hemos comido seguro que en en vez de cerdo o ternera es carne de…bueno va va ya paro.

Patri, yo creo que vuestro matrimonio va a ser muy feliz porque tú eres muy paciente con Rubi. Prueba de ello es que siendo periodista te has casao con un periodista, te has metido al enemigo en casa y te da igual. Cómo será que te conocí siendo madridista a jierro (nadie es perfecto) y ya pasas del fútbol. Encima yo me imagino esa casa ahí conviviendo 2 periodistas…osea vuestra casa es como la de Ferreras y Ana Pastor pero con gatos. Me imagino que lo vivís tan intensamente que vamos, tenía hasta preparada una retransmisión deportiva de una escena de cama pero ya era rozar la expulsión y además no soy tan bueno como Rubi alias el influencer de la radio retransmitiendo cobras (que ya tendrás esta noche ocasión de retransmitir una mía no te preocupes).

Arranca el partido en San Sebastián de los Reyes entre los eternos contrincantes Rubiano y Patricia. Ambos jugadores están más que curtidos en el juego del amor y se conocen perfectamente el uno al otro. Rubiano lleva sequía goleadora porque en el último encuentro amoroso entre ambos Patricia salió de titular con Menstruación que suele ser bastante efectiva en estos lances. Pero Rubiano ha salido a por todas en la que puede ser una noche histórica para los amantessss…de este deporte. Rubiano comienza atacando y se acerca por un lateral. Parece que ha empezado con la típica táctica otras noches infalibles de “besitos en el cuello”. Pero Patricia es una experta en este tipo de situaciones y se defiende a uñas y dientes con el mítico “qué pesao, siempre pensando en lo mismo”. Rubiano se ha visto sorprendido por esta defensa tan férrea, él que había salido con la estrategia totalmente preparada con una previa de cena y vino a la luz de las velas, y que se había echado AXE y colonia de la cara, no contaba con esta resistencia de su rival. Pero no ceja en su empeño y vuelve a pisar el área de su rival con un clásico “hoy estás más guapa que nunca, amor”. Patricia parece que flojea, tiene un hueco, se ablanda, Rubi lo ve, huele el gol, encara, chuta yyyy…DOLOR DE CABEZAAAAAAAA!!!! DOLOR DE CABEZAAAAAA!!! Patri ha rechazado totalmente a su contrincante con una defensa catenaccio y Rubi se retira hundido con el portátil al salón sabiendo que tendrá que ser otro día. Hasta aquí la retransmisión de hoy, ha sido un auténtico placer narrarles este partido, volveremos el próximo fin de semana con el siguiente encuentro y si se han quedado con ganas de ver goles, ya saben pueden conectarse a la web http://www.pornotube.com. Feliz fin de semana, feliz boda a todos, y esperemos que en sus casas griten con nosotros ¡Vivan los novios!

Anuncios

Un comentario sobre “El discurso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s