El post del viernes

El post del viernes (XXVI)

Muy pero que muy buenos días, correcalles!

Hace un tiempo vi un artículo en Internet de las fiestas de España más internacionales. Entré yo muy ilusionado dispuesto a leer las estadísticas e historias de cada fiesta, pero poco a poco se me fue quitando la alegría de la cara: Tomatina, las Fallas, sanfermines… ¿pero y la Feria de Sevilla? ¿Y la Semana Santa? ¿Pero qué mierda me estaban contando? Como buen sevillano de pro estaba muy indignado, tanto que no me llegué a quedar con el nombre del periodista. Aunque ya en frío me puse a pensar: “a ver, la culpa no la tendrá el periodista, la tendrá la panda de anormales que han creado esa estadística”. Ya más en frío aún (se ve que leí el artículo allá por diciembre, porque con la caló que está haciendo anda que me iba a enfriar por los cojones), caí en la cuenta que este tipo de estadísticas se basan en respuestas que ha dado una muestra determinada. Y claro, en vez de sosegarme con los creadores de la encuesta, comencé a vilipendiarlos.

Porque a ver, a santo de qué un guiri va a conocer la Tomatina, que si mal no recuerdo estaba muy alta en el top. Una fiesta de gente tirándose tomates. Hombre por favor, con lo rico que está un gazpacho y un salmorejo, miarmas, no malgastéis la materia prima. Además lo jodío que tiene que ser que se te meta una pepita del tomate en el ojo. Por no hablar de que una fiesta que te obliga a ducharte seriamente después, gente como yo que nos duchamos los años bisiestos no podemos considerarlas aptas.

Luego las Fallas. Yo me imagino a los que crearon las Fallas charlando y no me cuadra:

– Hola tete, flipa con la figura que me he montao yo solito. ¿Está wapa, que no?

– Ondia nano, cómo te lo has currao, ¿que no?. ¿Y ahora qué vas a hacer con ella?

– Pos quemarla tete, qué voy a hacer.

– Claro nano, quémala quémala.

Lo dicho, que no me cuadra. Osea que voy yo, creo una auténtica obra maestra en cartón-piedra, y luego voy, la quemo y lloro. Normá mamona, CÓMO NO VAS A LLORAR, con la de horas que has tenido que echar ahí para que encima se te queme. Vamos, cual Juana de Arco me inmolaba yo con las figuras. Que a todo esto, todos los años creo que indultan a una falla. Menos mal que les dio por plantearse en que la ganadora no se queme, porque con el toque dao que se ve que tienen por allí (de allí salió Gandía Shore, qué esperabais) igual les hubiera dado por masacrar las cenizas a base de tiroteos con una M5. O a tomatazos, que también fueron valencianos los que inventaron la tomatina…lo dicho, una paguita.

Y ya esta semana ha llegado la fiesta española que se considera más internacional: San Fermín. Yo desde chiquetito he crecido oyendo que de Despeñaperros parriba son más brutos que un arao. Se dice que los vascos se llevan esta categoría de calle. Pero ostia los pamplonicas san pasao 3 pueblos. Porque a ver, las personas normales y corrientes, de la calle, los de toda la vida, del pueblo llano, cuando nos aburrimos, pues decimos: vamos a tomar unas cañas, al cine, leemos, viajamos, vagueamos delante del ordenador, yo que sé, cosas normales. Y cuando nos da por inventar fiestas, pues más cosas normales: un jolgorio donde se beba y se baile, de toda la vida.

Pero ellos no. Ellos, a salir pitando delante de un toro, cual tren antiguo que cuando partía de la estaciones empezaba a echar humo y pitaba para avisar que adiós muy buenas. Que me los imagino ahí, aburridos un 7 de julio como otro cualquiera:

– Aúpa Patxi. ¿Qué andas haciendo?

– Aúpa Gorka. Pues nada aquí, pasando el rato.

– Yo igual, aburrido de la ostia. Oye, ¿y si soltamos un toro y corremos delante suya por las calles?

– Aiba la ostia tú. ¿Pues no que has tenido una idea cojonuda? Ya te digo que sí, a darle que además fijo que vienen de todos laos guiris a emborracharse y enseñar las tetas.

Ves tú, Patxi atinó con eso último. Pero vamos, cafre es poco. Me cebaría más con ellos pero viendo que no le tienen miedo a los bicharracos esos con cuernos yo paso, no vaya a ser que me ostien bien ostiao.

OLA K ASE

Que pasen ustedes un fin de semana glorioso y sin cornadas ni cuernos, ¡golfos!

P.D: dedicado con todo mi cariño a los navarros y especialmente los valencianos. Y si se van a París, el doble.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s